MÁS

Algunos miembros de la manada de Setter Rescue pasan, casi en el momento de llegar, a formar parte de ese grupo que algunos llamamos 'los eternos'. Generalmente cargan con la cruz del mestizo, los llaman hijos de mil madres y son perros de raza X.

Los abandonos no entienden de razas, ni edades, ni pelajes, a la hora de dejarlos en la perrera todos tienen el mismo valor, el valor de lo molesto, lo improductivo, lo que ya no sirve, lo que es una carga. Sus ojos hablan del sin sabor del abandono, de la amargura de las rejas, no son culpables de su condena, ninguno de ellos lo es.

Change this in Theme Options
Change this in Theme Options